La historia del Pan de Sant Jordi

¿Conoces la historia del pan de Sant Jordi?

A parte del libro y la rosa, el 23 de abril también toma protagonismo el pan de Sant Jordi que se elabora en la mayoría de las panaderías de Cataluña. Hemos hablado con su creador, el panadero barcelonés Eduard Crespo, y te traemos 5 curiosidades de la historia del Pan de Sant Jordi que quizá no conocías:

1.

Su creador es el reconocido panadero Eduard Crespo de Fleca Balmes

Eduard Crespo quien recibió la Medalla de Oro del Gremio de Panaderos por su creación. Fue el panadero más joven en recibir una distinción de este calibre por parte del gremio. También fue uno de los primeros panaderos en trabajar con la harina de tritordeum, apoyándonos desde los inicios. Su carácter innovador le acompaña de serie, al igual que el respeto por los procesos artesanales.

Crespo viene de larga tradición panadera, ya que su abuelo fundó Fleca Balmes en 1908 y actualmente es su hija Georgina, cuarta generación, quien lidera el negocio.

2.

Se cumplen 32 años de su creación

Aunque este pan parece tener una tradición centenaria, tan sólo hace 32 años de su creación. Este pan fue creado en 1988 por el panadero barcelonés Eduard Crespo y se presentó en homenaje al patrón de Cataluña. En un inicio pretendía ser un pan para la provincia de Barcelona pero pronto se entendió a toda Cataluña.

Crespo, Campeón del Mundo de Panadería Artística 1992 en París en 1992, nos ha contado que hizo probar el Pa de Sant Jordi al jurado. 

3.

Incluir a los panaderos en Sant Jordi

El objetivo era hacer que los panaderos participasen en un día tan importante. Nos cuenta Eduard que cuando recibió el encargo tenía claro que debía ser un pan “simbólico, especial y que transmitiera algo” y que se decantó por ingredientes salados por que los pasteleros ya hacían otras piezas dulces. Los pasteleros ya hacían pasteles y los panaderos necesitaban sentirse incluidos en la fiesta.

4.

Se necesitaron 2 años de pruebas para crear el pan de Sant Jordi

“No fue fácil”, nos confiesa Eduard. El autor tenía claro que quería utilizar la senyera (la bandera de Cataluña) y que tenía que ser una pieza fácil de hacer a mano por los panaderos (sin moldes complejos). También nos dice que pensó en que todos los ingredientes fueran asequibles.

5.

¡El pan de Sant Jord no lleva colorantes!

Sobrasada, queso y nueces son los ingredientes estrella. Este pan que tiene representada la bandera de Cataluña, está formado por 3 masas diferentes con ingredientes naturales. ¿Sabías que este pan lleva sobrasada, queso y nueces? Tres elementos que maridan muy bien y, además, les da el color y la consistencia adecuada. ¡No lleva colorantes! La capa amarilla se consigue con el queso emmental, la capa roja con la sobrasada y la última capa que las recubre y le da consistencia lleva nueces.

Aquí dejamos nuestra receta del pan de Sant Jordi, siguiendo todos los estándares de calidad pero, con una diferencia, utilizando nuestra harina de tritordeum. Su creador nos ha revelado que la harina de tritordeum, por su color amarillo dorado natural, es una excelente opción para elaborar el pan de Sant Jordi. ¡Gracias, Eduard!

Si quieres aprender cómo hacer pan de Sant Jordi, descarga nuestra versión de Receta de pan de Sant Jordi con harina de tritordeum, que le da un toque más amarillo de forma natural.

¡Feliz Sant Jordi, día de la rosa y del libro!

¡COMPARTE!

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

receta de palmeritas caseras de tritordeum